Archivo de la etiqueta: sociedad

T llamo después.Toy manejando.

En esos segundos en que suena el ringtone del celular,en que el conductor lo toma, lee el sms que recibió, piensa, responde y lo vuelve a guardar su capacidad de reacción al volante disminuye en un 34,7%. (RAC FOundation for Motoring).

Los efectos de la marihuna reducen los reflejos en un 21% y el tener más nivel de alcohol en sangre de lo permitido lo hace en un  12,4 %.

En Uruguay, la multa por manejar borracho o drogado es de $5.500 (unos 174 euros) mientras que la multa por manejar mandando un mensaje de texto es de $550 (unos 17 euros). Parece ser que quienes reglamentan estas cuestiones del tránsito no están muy informados.Bueno, hasta ahora. Porque el Diario El Pais acaba de sacar un artículo con toda la info del estudio realizado por la institución británica antes citada.

Hace una semana me encontraba esperando un ómnibus cómodamente sentada en la parada cuando una Señora desciende de otro gritándole al chofer.

-“Sos un irresponsable. Tenés a tu cargo a todas las personas que van en tu ómnibus y vas con el celular mandando mensajes!!!”.

-“A mi no me grite!! Ud. Está equivocada”. Y el ómnibus se fue.

La Sra. se sentó a mi lado  y me comentó que su viaje había durado 5 cuadras solamente porque apenas vió que el chofer estaba con el celular en la mano mientras conducía, le pidió que lo dejara…y no lo hizo.

Yo crecí en la época de los teléfonos fijos…en donde los encuentros a veces se posponían sin previo aviso, en donde los retrasos no tenían una justificación inmediata..en donde las comunicaciones no eran como ahora.

Que haya crecido en esa otra época no signifique que sea una anti-móvil…todo lo contrario…he gastado no se cuanta plata cambiando un celular por otro celular y otro celular y luego otro 😀  Es algo muy práctico!.Pero esa es la función que cumple para mi: me permite comunicarme de manera sencilla, rápida y barata.

Entiendo que para otras personas, por las actividades que realizan, tenga más importancia pero.. ¿Qué se convierta en una extensión de tu brazo? ¿Qué haya personas que estén comiendo juntas y estén cada una con su celular en mano enviando mensajes de texto sin siquiera hablarse? ¿Qué se vaya por la vereda e incluso se crucen las calles mandando un sms? ¿Qué una conversación se corte cada 1 minuto porque suena el ringtone y hay que ver quién escribió y que quiere?

Ese tipo de comunicación che…a mi no me gusta. Y tampoco me gusta que se ponga en peligro mi vida o la de un ser querido… o la de un niño que va cruzando la calle para ir a la escuela… o la de mi vecina mientras va al almacén…o la tuya.

 

3 comentarios

Archivado bajo historias de gente común, mix, noticias

Mensajes: hombres vs. mujeres.

No es que peleamos por ellos sino que ante los mismos respondemos de diferente manera.

Hoy , leyendo el libro Marketing según Kellogg pude ver escrito lo que día a día me toca vivenciar en mi trabajo.

-¿Y la tarifa es la qué aparece en la página web?

-Si. Son efectivamente las mismas, así como los servicios que se ofrecen.

-¿Pero no me harán un precio especial si contrato directamente en el Hotel?

-Le reitero Sra. que nosotros no somos representantes del Hotel, somos empleados directos de la firma. Lo que hable aquí será igual allí. No hay ninguna diferencia, incluso manejamos un sistema online de reservas.

-¿Habrá actividades para mis nietos?

-Como hablamos hace un momento, el Hotel cuenta con un Rincón Infantil cuyo objetivo es que los niños se diviertan y los padres descansen al mismo tiempo que pueden estar totalmente tranquilos por la seguridad de sus hijos. El Rincón de Niños se encuentra sectorizado y cuenta con profesionales como maestras preescolares, docentes de música, babysitters, etc. Cada uno de sus nietos se encontrará a gusto, se lo aseguro.

_ ¿y?…

(Imaginen aquí unas 4 o 5 o quizás 6 preguntas más con sus respectivas respuestas).

Final posible: – Muchas gracias. Has sido muy amable. Ahora me llevo la información para analizarla así como tu teléfono. Te llamo en la tarde o mañana de mañana. ¡Adiós!

-Adiós!

*Las mujeres tienden a ser más lentas para tomar las decisiones que los hombres. (A un hombre se le dice el precio del servicio y uno o dos beneficios y si tiene la plata ZAZZZ! Cierra el negocio en el acto.

Estas diferencias parten del proceso de socialización que cada género recibe. A la mujer se la educa para ser comunitaria por lo tanto piensa en los demás tanto como en ella. A los hombres en cambio se los orienta para autoexpresarse y orientar sus actos directamente a sus metas.

Sin embargo las mujeres demuestran una mayor incertidumbre con respecto a sus desiciones y son más fáciles de convencer. (Para un vendedor o vendedora saber escuchar es una de las bases para lograr esto. A una Señora que menciona la palabra stress,cansancio, niños, basta nombrarle piscina, masajes, máscaras faciales, etc,etc para que se olvide de todo pensamiento comunitario y se centre en ella y sueñe y decida y compre!.Con un hombre esto puede funcionar pero seguramente habrá que hablar más).

A un hombre hay que hablarle de un beneficio… a una mujer de múltiples beneficios

Cuestiones que se toman en cuenta para hacer planes de Marketing, para hacer publicidad…y ojalá que siempre se tuvieran en cuenta si lo que se quiere es que el trabajo no sea en vano.

2 comentarios

Archivado bajo de laburo y algo más, historias de gente común, mix

La gente de ¿color?

Leyendo un post de Xarleen me acordé de algo que hace un tiempo leí en un ómnibus…ahí detrás del chofer, escrito en una hoja ya sucia, con un lápiz, decía lo siguiente (lo he encontrado en Internet):

 ¿Quién es de color?

Cuando nací, yo era negro.

Cuando crecía, yo era negro.

Cuando estoy enfermo, yo soy negro.

Cuando tengo frío, yo soy negro.

Cuando muera, seré negro.

 

Pero usted….

Cuando nace, es rosado.

Cuando crece, es blanco.

Cuando está enfermo se vuelve verde.

Cuando hace frío se pone azul.

Cuando toma el sol se torna rojo.

Cuando muere, morado…

¿Y usted tiene el valor de llamarme a mi “de color“?.

Poema de El Colectivo.

 

 

7 comentarios

Archivado bajo historias de gente común, mix