Archivo de la etiqueta: mi pago

Regresé…UFA!

No quería volver…no y no. Y acá estoy. Segundo día de trabajo y aún no le tomo el ritmo a esto del ruido y los apuros de la capital. Puedo decir que: MISIÓN CUMPLIDA. Me desenchufé y cómo!!!!

Aquí algunas imágenes…

Anuncios

5 comentarios

Archivado bajo historias de gente común, mix, private

La vuelta al pago o crónica de un viaje que siempre se posterga. Parte final.

 

En esta oportunidad Luisa, la esposa de mi padre manejo su carácter bastante bien. Fueron contadas las oportunidades en que la encontré mirándome de reojo y sus comentarios no fueron tan venenosos como de costumbre.

Me costó bastante aprender a relacionarme con esta mujer. En realidad lo que más me costó fue entender que mi padre tenía el derecho de estar con quien quisiera. Nunca lo hablé con él, siempre respeté su decisión aunque por dentro grrrr!!!  😀

 

Luego de un suculento aperitivo regresé a la casa de mi madre para disfrutar de un suculento almuerzo. Estado final: un suculento atracón que casi no me permitía caminar!!!

 

Pero como el tiempo es oro salí casi corriendo para la casa de Juana, mi mejor amiga.

Para ella el día de la madre es especial, ya no está con ella desde hace 15 años. Tampoco lo está su padre. Jodida suerte pienso a veces; no tener a ninguno de los dos siendo tan joven.

Lo cierto es que cada vez que tenemos la oportunidad de estar un momentito juntas lo pasamos muuuuy bien. Esta vez Juana tuvo la brillante idea de aprontar el mate y salir rumbo a una panadería a comprar bizcochos!!! Ya me veía explotando!!!!.

Aprovechamos el día de sol espectacular y nos fuimos a la plaza del pueblo. Y como de costumbre hablamos y hablamos y hablamos …hasta que miré la hora y ZAZZZ!! Nuevamente a correr!!! Me fui a despedir de mi padre, luego pase por lo de mi madre, tomé mi cartera y juntas nos fuimos a la agencia del ómnibus (en los pueblos no hay terminales  😀  )

 

Unos minutos más tarde, ya en plena carretera y mirando por la ventanilla, pensé en lo mucho que me tira mi tierra (aunque la mayoría de las veces no me de cuenta de ello).

Vista de las Sierras de las Ánimas (abrazan mi pago y son un espectáculo para los ojos).

5 comentarios

Archivado bajo historias de gente común, mix

Cielito del interior.

 

Cielito, cielito mío,

el de las nubes de algodón.

 

Cielito de mil faroles

que alumbraron más de un amor.

 

Cielito, el más lindo cielo,

el que cobija al más bello sol

 

¡Cómo no extrañarte mi cielo!

Si por vos yo soy quien soy.

 

 

 

 

Personalmente me parece mentira que yo haya escrito esto de mi pago (me suena total y absolutamente ridículo),sin embargo es lo que me provoca. 

Desde niña anhelaba el tumulto de la ciudad, con su gente y con sus ruidos.

Cuando ese torbellino de cemento formó parte de mi vida, creí haber cumplido ese sueño de la infancia. Sin embargo, hoy que ya estoy pisando los 30, hoy que hace mucho que respiro este aire viciado de todo, hasta de violencia, hoy me alegra haber pasado mi infancia y mi adolescencia en el interior.

No se, serán cosas de la madurez. A estas alturas no cambiaría aquellos años por nada en el mundo, absolutamente por nada.

 

Deja un comentario

Archivado bajo private

La vuelta al pago o crónica de un viaje que siempre se posterga. PARTE II

Cuando llegué a la casa de mi madre, ella me estaba esperando en la puerta. Esta mujer siempre calcula todo!.

Como siempre, me puso al día con todas sus cosas. En esos momentos quisiera ponerle una mordaza a mi mamá. No es que yo sea mala, es que me molesta que hable tanto y sin parar. No sólo me molesta en ella, sino en general en todas las personas que lo hacen!. Eso de no poder meter bocado me pone de malhumor!.

 

 Pasada esa media hora que parece eterna, le toco el turno a Pampa, mi perra. Esta cada vez más linda mi niña!!! No hay como su carita, qué ternura!. Al parecer por su recibimiento, me sigue extrañando tanto como yo la extraño a ella.

 

Un rato después me encontraba caminando rumbo a la casa de mi padre…a 4 metros de la casa de mi madre. Cosas de la vida…

 

Tenía ocho horas para hacer todo lo que quería: estar con mi madre, ver a mi padre y hablar con mi mejor amiga. Me esperaba una jornada intensa sobre todo en la casa de mi padre. Allí está Luisa, su pareja. La mujer más interesada e hipócrita que he conocido en toda mi vida…

 

 

 

 

Deja un comentario

Archivado bajo mix

La vuelta al pago o crónica de un viaje que siempre se posterga. PARTE I

El domingo fue el día. Era el día de la madre y la mia está allá, en el pago que me vió crecer hasta que el destino me trajo a la capital.

A las 7 me despegué como pude de las sábanas y luego de un bañó rápido y de un “mini desayuno”, salí corriendo a la parada del ómnibus. Destino: Terminal 3 Cruces.

Fui derecho a la agencia Cot y allí saqué mi pasaje de ida y vuelta. 20 minutos después me encontraba rumbo a mi ciudad.

Siempre me cuesta volver. Tengo la misma cantidad de buenos y de malos recuerdos pero cuando se trata de volver, los malos cobran fuerza. Así, todo el viaje de ida es una especie de tortura que dura algo más de 100 km. Menos mal que no tengo que ir al otro lado del Río Negro!!!.

Pasada la hora y media de viaje el guarda anunció que habíamos llegado a destino y como siempre apenas bajé del ómnibus, cambió todo. Es asombroso como en “la gran ciudad” el aire es diferente. Es asomboro lo puro del aire de mi ciudad.

Salí caminando rumbo a la casa de mi madre y en el camino el canto de unos teros me dió la bienvenida…el saludo de unas caras conocidas desde hace una vida también…no había dudas: ya estaba en mi pago y era una más entre su gente.

 

2 comentarios

Archivado bajo mix